Cinco razones por las que deberías disfrutar de un contenido en versión original

Vivimos en una época audiovisual, de eso no cabe ninguna duda. Poco a poco nos acostumbramos a consumir mayores cantidades de información y entretenimiento, lo que supone un problema debido a que cada vez gozamos de menos tiempo libre debido a nuestras ajetreadas vidas. Es por eso que los formatos como el audio y el vídeo ganan cada vez más terreno a los viejos libros de papel. Ni siquiera estos se suelen consumir ya en su medio tradicional.

Cine, podcasts, series, tutoriales, humor…tenemos infinidad de material a nuestra disposición y tenemos la capacidad de elegir cuándo queremos consumirlo. Sin embargo, se da un hecho no menos cierto, y es el de que España es de los pocos países donde formatos como las películas, videojuegos o producciones de televisión nos llegan doblados al castellano, para que puedan ser entendidos por la mayoría de habitantes de nuestra península.

Si bien es cierto que esto permite hacer llegar estos contenidos a mucha más gente, por otro lado, a lo largo de estos años nuestro país se ha acostumbrado a disfrutar de estas experiencias en una versión que es, en la inmensa mayoría de los casos, muy inferior a como se había concebido. A continuación explicaré las que son para mí 5 claves por las que un contenido es casi siempre mejor en su versión original.

5- LA PERSONALIDAD DE LA VOZ

 c87f19d8cfadb5c3e03c190a25d33d07_large

¿Cuántas veces habéis estado viendo una película y os habéis parado a preguntar “en qué otra peli he oído yo esta voz”?

Esta simple pregunta expone claramente dos problemas que acarrea el doblaje de una obra. El primero de ellos es el de que en ocasiones como esta, el oír voces reconocibles por haber sido utilizadas con anterioridad, puede romper la inmersión del espectador. No es raro incluso que podamos pasar horas intentando recordar que otro personaje tenía el mismo timbre vocal. La segunda es el hecho de que el actor pierde irremediablemente su personalidad al ser interpretado por otro profesional a la hora de traducirse a otro idioma. También es habitual ver obras en las que sentimos una sensación de rechazo al escuchar a un personaje cuya voz no se adecua en nada a su imagen.

La voz es uno de los instrumentos más importantes para un actor. Recuerdo haberme preguntado en su día porqué demonios escogieron a Edward Norton para el papel de rey en “El reino de los cielos” si su cara se ocultaba siempre tras una máscara de metal. La respuesta sólo podíamos encontrarla en la versión en inglés, donde la voz de Edward de reconocía claramente. Basta con ver la película “Her” para comprender cómo una actriz como Scarlett Johansson puede lograr la que para mí es su mejor interpretación hasta la fecha sin siquiera aparecer físicamente en pantalla.

Cada actor tiene su voz…es suya y de nadie más. Por buena que nos parezca, el hecho de que Constantino Romero pusiera su voz a Clint Eastwood, a Roy Batty en Blade Runner, al Capitán Kirk, al Terminator y muchos otros, no hace sino provocar en nosotros ese efecto del que hablé antes, el sentir que parte del personaje que estamos viendo no es único, sino que nos recuerda a otras cosas antes vividas.

Si de películas de animación se trata, es evidente que la única forma es la de contratar a actores reales para que presten su voz. Y aún así, este tipo de obras me permiten introducir el siguiente punto en mi breve lista.

4- LA SINCRONIZACIÓN LABIAL

a-brief-history-of-motion-capture-in-the-movies_68tr.1920

No es un detalle que se advierta tan sólo en la animación, ni muchísimo menos. Sin embargo, es posible el campo donde más se aprecie el trabajo que hay detrás. Cualquiera que haya visto una película de Disney o haya jugado a un videojuegos de cierta calidad sabrá de lo que hablo.

Es posible que algunos no lo sepan y otros que nunca se lo hayan planteado, pero en este tipo de contenido, cada palabra que pronuncian los personajes lleva asociado el movimiento exacto de los labios que le corresponde. Puede parecer algo no demasiado importante, pero nada más lejos de la realidad. Es un factor que aumenta considerablemente el grado de realismo y credibilidad. Nos permite conectar de una forma mucho más directa con el personaje. Es posible que lo hagamos sin siquiera darnos cuenta, ya que es algo a lo que estamos acostumbrados, puesto que es cómo percibimos a todos cuantos nos rodean. Incluso en ocasiones, debido a la distinta longitud de las palabras de un idioma a otro, podemos ver escenas donde un personaje habla sin tener abierta la boca. Son pequeños apaños que deben hacerse para poder llevar a cabo el proceso de doblaje.

Pero como he dicho al principio, no es algo que se valore tan sólo en contenido animado, sino en cualquier formato. Si nos acostumbramos durante un tiempo a ver contenido en versión original, en el momento en el que lo veamos doblado notaremos ese efecto raro…el que nos indica que algo no funciona como debería.

Hasta tal punto somos capaces de percibir cuando unos labios se mueven acordes a la palabras, que no es raro ver competiciones en las que dos personas luchan por ser el que mejor “interprete” una canción o escena. Si la sincronización labial no fuera tan decisiva…el efecto que provoca el siguiente vídeo no tendría explicación. Dificultad extra al ser una mujer la que finge cantar como un hombre.

3- LA ATMÓSFERA

blade-runner-tears-in-rain

Otro gran aliciente de ver una película o serie de actores reales en versión original es el de poder sentir el ambiente en el que se rodó en su máxima expresión. Cuando un equipo de rodaje viaja cientos de kilómetros a una localización determinada para rodar unas cuantas escenas, es por algo. Incluso cuando simplemente suben a la azotea de un edificio. Un sonido cambia drásticamente dependiendo del lugar donde sea emitido, y por lo tanto, las voces de los actores son radicalmente distintas dependiendo del entorno en el que estén interpretando. No es lo mismo hablar bajo la lluvia, en una noche fría con un leve viento, que estando de pie y bien abrigado en una sala de doblaje.

Es cierto que cada día se usan infinidad de técnicas para intentar emular el estado en el que se encontraba el actor original de cara a conseguir un sonido lo más acorde posible. Además pueden utilizarse numerosos efectos de audio que imitan dicha realidad. Pero una vez más, nada es tan exacto como el material original, y muchas veces aún haciéndose un gran trabajo, la mezcla de sonido final da a la voz más prioridad de la que originalmente tenía. Es por esa razón por la que cuando vemos una película española sentimos que se oyen mal las voces. Bueno, por eso y porque evidentemente el presupuesto es mucho más reducido. Pero nos pasa incluso al ver una superproducción de Hollywood. Todas las voces son más difíciles de entender ya que los sonidos de ambiente se entremezclan. Es algo que aunque pueda ser ligeramente más incómodo, nuevamente aporta más realismo.

Por otro lado, advertimos también un cambio enorme en determinadas series de comedia, donde muchas de ellas son rodadas con público, que aporta risas reales y espontáneas aparte de las “risas enlatadas” tan conocidas por muchos. La sensación que me transmite “FRIENDS” al verla en español es muy distinta, debido a que en determinadas ocasiones, los actores parecen quedarse mudos más tiempo del necesario…cuando si vemos la versión original, entendemos que es porque esa escena en concreto hizo tanta gracia al público que tenían que esperar unos segundos a que parasen para que se les pudiera entender. Esas risas no son las mismas en su versión española. Y enlatadas o no, todos somos más susceptibles a reírnos cuando sentimos que no somos los únicos. Aquí, podéis comparar:

2- EL GUIÓN

Image: FILE PHOTO: 70 Years Since The Casablanca World Premiere Casablanca

Y llegamos a un punto con el que sinceramente, no se juega. El guión es en la gran mayoría de las veces, aquello que da sentido a una película. Es lo que recordamos, lo que se nos queda grabado a fuego por el resto de nuestra vida. Puede que en otras ocasiones sean los efectos especiales o la acción, pero rara vez disfrutaremos de una obra si no tiene un guión, cuanto menos, digno.

¿Y cómo puede ser que el doblaje afecte tanto a la historia que nos cuentan? Quizá no provoca que dejemos de entender la trama o no recibamos el mensaje, pero si puede llegar a modificarse de tal forma que los esfuerzos que pusieron sus creadores se vean seriamente perjudicados.

Recuerdo una vez más una famosa escena de FRIENDS en la que Chandler preguntaba a Joey si la extranjera con la que estaban ligando provenía de un país cerca de Bélgica. Acto seguido, Joey dice que Bélgica no es más que un país ficticio donde viven los políticos europeos. ¿Gracioso? Sí. ¿Efectivo? También. Pero…¿realmente tenía algo que ver el significado original? La respuesta es NO. Debido a que en muchas ocasiones se usan juegos de palabras o de pronunciación para el humor, resulta doblemente difícil trasladar el material del original a otro idioma.

Si atendemos a la escena real, comprobaremos que Chandler no decía “Bélgica”, si no “Netherlands”…que en inglés suena muy parecido a “Neverland”. Aunque ya podréis imaginar por dónde van los tiros, os adjunto el vídeo que demuestra cuál era la gracia real de dicha escena.

Imaginaos este cambio multiplicado por mil y aplicado a decenas y decenas de escenas de obras que se han ido doblando en los últimos años. La lista de gazapos, errores, mal interpretaciones, cambios de significado y similares es tan larga que hasta se reflejó en un pequeño vídeo no hace mucho. Y es que, señores, como he dicho, con el guión NO se juega.

1- LA INTERPRETACIÓN

top-5-performances-van-2012-ign-films-en-series_jj91

Y sólo hay una cosa que considero más importante en el cine o la televisión que el guión…y es la interpretación de los actores. Al fin y al cabo, puedes contratar al mejor director del mundo, tener un guión único, presupuesto ilimitado…todo lo que quieras, pero como no tengas un reparto capaz de hacer creíble todo cuanto se va a rodar, estás perdido.

El séptimo arte es pura invención. Es una mentira adornada que que nos presenta de la mejor forma posible. Los actores son esas valiosas personas que tienen la habilidad de desconectar del mundo real para sumergirse en la piel de un personaje que ha sido creado para la ocasión. Cuando vamos al cine o encendemos la televisión, todos sabemos que no es real nada de lo que nos cuentan. Y entonces, ¿por qué lloramos?¿por qué pasamos miedo y nos preocupamos por la vida del protagonista? Somos capaces de empatizar porque durante un breve periodo de tiempo nos olvidamos de que esa persona se encuentra en un set, rodeados de focos, técnicos que sujetan cámaras, cables, ventiladores, monitores…y que poco o nada tienen que ver con la ambientación de la película.

No conozco el caso de una película que sea buena teniendo un reparto desastroso. Pero lo que sí veo a menudo son obras en las que durante más de una hora sólo vemos a uno o pocos más actores en una misma localización. “Tape”, con Ethan Hawke, Uma Thurman y Robert Sean Leonard. “Locke” con Tom Hardy. O incluso “Buried” con Ryan Reynolds. Por favor, esta última es una película donde la acción tiene lugar en su totalidad en el interior de un ataúd. ¿Se puede pensar en un sitio más pequeño donde quepa un actor y pueda contarse una historia? Y sin embargo consigue entretenernos y emocionarnos. Todo gracias a una interpretación convincente.

Por todos es sabido que los actores son las personas que suelen llevarse los sueldos más altos en el mundo del cine. Suele ser porque son el gancho perfecto para atraer masas de fans a las salas. Pero por otro lado, por injusto que parezca debido a todos los que trabajan en una película, son ellos los que tienen la labor más crucial de todas. Y es por eso por lo que algunos actores son usados en una y otra ocasión mientras que otros son rápidamente olvidados.

Hay sencillamente tantos ejemplos de buenas actuaciones que es imposible destacar unas sobre otras. De forma que pondré una que a mi personalmente me encanta. Una escena en la que apenas con un cambio en la mirada se transmite más emoción de la que otros actores son capaces de imaginar.

En definitiva, espero que estos ejemplos sirvan para que alguien tome la decisión de darle una oportunidad a sus series y películas favoritas en el idioma en el que se concibieron. Y ojo, aquí no hablo sólo del inglés. Ya sea francés o japonés subtitulado. Durante mucho tiempo estuve viendo Naruto de esa forma y os aseguro que cuando oí las voces españolas no pude creerlo.

0- LAS CONTADAS EXCEPCIONES

3491589-1+aa

Y para cerrar, añadiré también, que muy de vez en cuando, nos encontramos con ejemplos de doblajes que pueden llegar incluso a superar a su original. Suelen ser casos aislados. Muchos pertenecen a películas de animación y otras a personajes que por alguna razón tienen la cara tapada y no se aprecia a 100% su interpretación. Es el caso de Darth Vader o Bane. En mi opinión, Constantino Romero hizo un trabajo insuperable, y en la última entrega de Batman, los efectos añadidos en postproducción a la voz de Bane conseguían que retumbara toda la sala. Algo que en en inglés no sucedía debido incluso a que resultaba difícil de entender. Aquí mismo podéis comprobar la diferencia.

Con este ejemplo me despido. ¡Hasta pronto!

Anuncios

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s